TOYOTA

Toyota quiere un robot en todas las casas del mundo

Toyota anticipa un futuro donde los robots ayudarán a las personas y lo apuesta todo para desarrollar la tecnología.

Toyota lleva años desarrollando robots.
Toyota lleva años desarrollando robots. | TOYOTA
@alexsoler66

Toyota quiere poner un robot en la vida de todas las familias. Tras hacer lo propio con sus coches, la empresa japonesa busca ahora popularizar unos robots que creen que, además de ayudar en las tareas domésticas, podrán hasta ofrecer compañía a la población, especialmente a las personas mayores de 65 años. Según datos ofrecidos por Bloomberg, un cuarto de la población mundial ya sobrepasa esa edad y millones de los mismos viven solos, con lo que el nicho de negocio es enorme.

Para desarrollar esta tecnología, Toyota dispone de 29.000 millones de dólares y un nuevo centro de desarrollo de Inteligencia Artificial comandado por Gill Pratt, el CEO del Toyota Research Institute y exdirector de un proyecto de defensa en la Agencia de Proyectos de Investigación Avanzada de Defensa de Estados Unidos (DARPA). Pratt ha trabajado toda su carrera en el campo de la robótica y los sistemas inteligente poniendo especial énfasis en plataformas que mejoren la colaboración entre robots y personas.

Desde 2004

Toyota trabaja en el desarrollo de robots desde el año 2004, cuando presentó un robot capaz de tocar la trompeta con sistemas como unos labios y pulmones artificiales y unos dedos con movilidad suficiente para tocar el instrumento. Este prototipo era capaz de acompañar a una orquesta sin problema. Su última creación, el T-HR3, es un robot capaz de ser controlado a distancia a través de elementos como unas gafas de realidad virtual y unos controles parecidos a los usados en las consolas de última generación.

Una orquesta de robots de Toyota. | TOYOTA

En los últimos años, Toyota se ha centrado en mejorar su infraestructura de investigación y desarrollo de nuevas tecnologías y en buscar pequeñas startups especializadas en este campo en las que invertir. De hecho, el año pasado se destinaron 100 millones de dólares en invertir en tecnología de robots. En 2015, la firma japonesa abrió el mencionado centro de investigación de Inteligencia Artificial en Silicon Valley previa inversión de 1.000 millones.

El 'as bajo la manga' de Toyota

Actualmente, los reyes del mercado de tecnología robótica autónoma son las aspiradores automáticas, que se llevan casi todo el dinero destinado por los consumidores para robots para casas. No obstante, Toyota confía en que los robots pueden jugar un papel clave en los cuidados para personas mayores. Según la marca, en 2050 habrá tres veces menos trabajadores y el doble de personas mayores en Japón. Según la Organización Mundial de la Salud, el 22% de la población mundial será mayor de 60 años ese año.

T-HR3, el robot teledirigido. | TOYOTA

El 'as bajo la manga' de Toyota para esta situación es el HSR, un prototipo de robot con un brazo capaz de cargar y transportar cosas. Formado por una torre, dos ruedas y el citado brazo, el HSR usa dos cámaras para monitorizar su entorno y moverse. Aunque aún está en fase rudimentaria y no puede cargar grandes pesos, la marca japonesa cree que con un software adecuado puede ayudar a limpiar la casa, devolver objetos a su sitio y transportar comida, entre otras funciones.

No está claro cuando los robots darán el salto tecnológico necesario para convertirse en compañeros de casa, con el consecuente debate que aparecerá entonces entre los que creen que esta tecnología es peligrosa y los que la apoyarán. Aun así, Toyota ha decidido poner todo su empeño en el desarrollo de robots y, cuando la popular compañía japonesa se propone algo, suele conseguirlo.