Salones

SALÓN DE BARCELONA

El Salón crea su propia guía de compra

Ofrece una idea más clara sobre cuál es el mejor vehículo para comprar la mejor opción que se adapte al consumidor.

sa
Una guía de compra para el Salón del Automóvil.  | EL PERIÓDICO
@xperezgimenez

El Salón del Automóvil propone una guía con 10 consejos para comprar el mejor coche que se adapte a las necesidades del comprador. Siguiendo esta guía podremos tener una idea más clara sobre qué vehículo debemos adquirir. 

Recorrer el salón y fijarse en los modelos que se ajustan a lo que buscamos. A veces podemos descrubir alguna sorpresa, así que primero hay que ‘patear’ el salón. Tanto los que no tengan clara la oferta existente, como los que estén más informados, podremos hacernos una idea muy clara de las opciones disponibles en el mercado. En ocasiones, y gracias a esta visita, los compradores incluyen en su “lista de la compra” marcas y modelos que a priori no contemplaban y que les resultan más interesantes que los inicialmente pensados. 

¿Sabemos qué tipo de vehículo queremos? Visitar Automobile Barcelona permite ir comparando en un mismo lugar todas las opciones que interesan de una forma mucho más precisa. Ver las dimensiones del vehículo, la forma de la carrocería o el tamaño de un maletero. Es interesante pensar en el futuro valor de recompra del vehículo si la intención puede ser deshacerse del coche en un plazo corto o medio. También debemos ser conscientes de que si el modelo está próximo a una nueva generación.

Valorar el uso real que se vaya a dar al nuevo coche. Si se va a circular principalmente por el centro de la ciudad, es aconsejable optar por uno híbrido o eléctrico con etiqueta ECO o ‘0’. Si se recorren entre 20.000 y 25.000 kilómetros al año, un diésel (que sí son eficientes y poco contaminantes) puede seguir siendo la mejor opción al ofrecer unos consumos más bajos. Si no superamos los 15.000 kilómetros, optar por un vehículo de gasolina, híbrido o no, será lo más adecuado.

Conocer las ventajas que ofrece la etiqueta ECO. Existen amplias opciones ECO. Hay vehículos híbridos autorecargables (no enchufables) la mayoría equipados con motor eléctrico combinado con otro de gasolina con un consumo  bajo. Con una autonomía de 500 kilómetros y un buen rendimiento están los GLP, Gas Licuado de Petróleo, o de Gas Natural Comprimido. Cuentan con un motor de gasolina auxiliar. Un GNC ahorra un 30-40% respecto a un diésel cada 100 km.

¿Interesa en realidad comprar un eléctrico? Casi la totalidad de la oferta eléctrica está presente en Automobile Barcelona.A la hora de elegir el modelo hay que tener en cuenta la capacidad de la batería. Para hacernos una idea, un coche de unos 40 kW/h suele tener una autonomía de unos 300 kilómetros. Otro aspecto importante es el punto de recarga. Es recomendable disponer de uno propio. El Salón es  el lugar adecuado para comparar modelos y prestaciones.

Elegir la fórmula de adquisición adecuada. Desde el pago al contado, a la financiación, el renting o el pago por suscripción. La financiación puede ser tradiciona o ser de tipo multiopción. El renting (cuota con gastos del vehículo, seguro, revisiones, mantenimiento, impuestos de circulación y asistencia). Una formula útil para los que dudan entre un vehículo u otro porque prevén que sus necesidades cambiarán. El pago por suscripción  funciona como una tarifa plana sin cuota de entrada ni finalización.

No solo hay que pensar en comprar, hay mucho más. Otros aspectos que debemos tener en cuenta son el gasto de utilización del coche, el mantenimiento, el consumo, y el peso (a más peso más resistencia aerodinámica, lo que penaliza el consumo), el tamaño de los neumáticos (a mayor tamaño, más elevado es su precio). Si el comprador quiere un SUV, muy de moda, debe tener en cuenta que tanto el consumo como el mantenimiento, mayores que en una berlina.

Merece la pena una apuesta por la seguridad. Los coches más sofisticados ya pueden reconocer señales, mantener la distancia de seguridad con el coche que le precede e incluso guiar el vehículo sin intervención del conductor. Otros sistemas son el control de crucero adaptativo, el aviso de salida de carril, el detector de ángulo muerto, la frenada de emergencia. Antes se buscaba seguridad y robustez en caso de colisión. Ahora la idea es preveer y evitar el accidente.

Pensar en que la conectividad no es solo una moda. Valorar las prestaciones en conectividad pueden ayudarnos a una mejor elección. Casi todas las marcas ofrecen la posibilidad de conectar un smartphone al vehículo. Algunas ya permiten, mediante apps, manejar a distancia diferentes funciones del vehículo, como cerrarlo, abrirlo a distancia, poner la calefacción o el aire acondicionado, conocer la carga de la batería de un eléctrico, entre otras. El comprador elige.

Probar el vehículo en las zonas que las marcas tienen para las demostraciones. Aquí se puede probar el vehículo in situ, sentarse al volante y comprobar las sensaciones, algo imprescindible para sentir calidades, agrado de conducción, nuevos modos de propulsión, espaciosidad y modularidad... Además, los compradores que duden entre varios modelos podrán realizar una comparativa entre ellos en el mismo recinto. Incluso los compradores de TTs o SUV con  funciones camperas podrán también experimentar las sensaciones en las pistas todo terreno.