Opinión

SIN RIVALES, EL ASTURIANO ES EL CLARO FAVORITO

Las 24 Horas más felices de Alonso

Con el claro objetivo de luchar por la Triple Corona, Alonso tiene todo a su favor para vencer en Le Mans.

Fernando Alonso en Le Mans
Fernando Alonso en Le Mans | AGENCIAS
@quiqueautosport

Este fin de semana se van a disputar las 24 Horas de Le Mans que en esta edición solo tienen un foco de atención. Me refiero a Fernando Alonso que ha causado una expectación inusitada con su aterrizaje en la carrera de resistencia más dura y seguida en el mundo.

En el mítico y complicado circuito de La Sarthe, el piloto asturiano puede conseguir el triunfo y el éxito que le ha negado la Fórmula 1 durante las últimas temporadas.

Toyota, y con diferencia, es el único equipo en condiciones de ganar este año, la única estructura oficial y los encargados estos días de clasificaciones de marcar siempre los mejores registros.

Nunca me cansaré de repetir que Le Mans es Le Mans, una carrera tan dura como poco agradecida que no permite el más mínimo fallo. Sin embargo, en esta ocasión, la sociedad que han formado la marca japonesa y el piloto español lo va a tener mucho más fácil que en otras ocasiones.

Sin oposición alguna, salvo la del otro Toyota que no tengo la más mínima duda que ejercerá el papel de escolta, el triunfo se va a servir en bandeja de plata para que el de Oviedo disfrute de las 24 horas más felices de su vida.

Eso no quiere decir que vaya a ser fácil. En la carrera francesa se ha visto de todo con desenlaces de lo más inesperados como, sin ir más lejos, le ha ocurrido a la propia firma nipona en algunas de sus últimas participaciones. Vamos, que hasta el rabo todo es toro por mucho que participen prácticamente solos.