COCHES VOLADORES

Daimler apuesta por el taxi volador de Volocopter

El grupo Daimler invierte 25 millones de euros en el proyecto del taxi eléctrico y volador de Volocopter.

volocopter coche volador
Daimler invierte en el proyecto de Volocopter. | motor
@TelvaSV

En 1982 la película Blade Runner vaticinaba un 2014 con coches voladores y autómatas tan parecidos a nosotros que no podríamos diferenciarlos a simple vista. En pleno 2017 los vehículos siguen circulando por las carreteras y los robots se mantienen en las fábricas pese a la incursión de la digitalización en todos los aspectos de nuestra vida.

Con el surgimiento de la conducción autónoma y la movilidad eléctrica la evolución parece haber cogido el carril rápido y los cambios sobrevienen en cuestión de pocos años. El grupo Daimler quiere estar a la cabeza de esa nueva era y por ello ha puesto sobre la mesa cerca de 25 millones de euros para desarrollar el proyecto de taxis eléctricos y voladores de Volocopter.

Los prototipos de Volocopter recuerdan a imágenes futuristas que transportan mercancías y personas por el aire. Ese porvenir alejado puede hacerse realidad para 2030, fecha que se han marcado ambos fabricantes tras sellar el acuerdo y oficializar la inversión de la compañía propietaria de Mercedes Benz. Este taxi volador, que despega y aterriza cual helicóptero, se impulsará por energía eléctrica y podrá transportar hasta cinco pasajeros dependiendo de su configuración sin emitir un solo gramo de partículas o gases nocivos.

La incursión del grupo Daimler supone la confianza que muchos fabricantes conceden a un mercado emergente. Hace algunos meses publicamos que Larry Page, cofundador de Google, está invirtiendo fondos propios para el desarrollo de coches voladores a través de su compañía Zee.Aero. Un proyecto que ya cuenta con los primeros prototipos.