Menú

El Athletic se obliga a ganarlo todo

Los jugadores del Athletic salieron cabizbajos
Los jugadores del Athletic salieron cabizbajos | sport

El Athletic cayó con toda justicia en el Luminus Arena de Genk después de realizar el peor partido de la temporada ante un rival que le superó en todo. La desidia de los jugadores de Ernesto Valverde les obligará a ganarlo todo si quieren alcanzar la siguiente fase.  

Fernando Baquero

El Genk, que tuvo que superar tres previas para estar en la Fase de Grupos, fue mejor de principio a fin. Aunque la primera gran ocasión fue para Aduriz (12'), su vaselina sobre el guardameta Bizot se elevó demasiado y el Athletic se quedó a merced de un rival que demostró por qué es el líder del grupo. 

Liderado por el exbético Pozuelo, el Genk fue metiendo atrás al equipo de Valverde y en un un disparo a la red lateral de Susic (29') tras un mal despeje de Laporte lanzó un serio aviso. El primer golpe  llegó cinco minutos antes del descanso, tras en un fallo colectivo de la zaga rojiblanca que Brabec no desaprovechó para desequilibrar la balanza.

La esperada reacción del Athletic no llegó. Ni siquiera la buscó. Imprecisos, desganados y poco combativos, los futbolistas vascos dieron la sensación de estar fuera del partido. Nada más comenzar el segundo tiempo, Aduriz se jugó la tarjeta roja al propinar un rodillazo por detrás a Buffel, que tuvo que abandonar el terreno de juego, en la única muestra de agresividad de los 'leones'. Pozuelo tuvo la oportunidad de sentenciar en un disparo desde la frontal al que respondió con brillantez Herrerín, que ya no pudo hacer nada en el zapatazo a la escuadra que se sacó N'Didi desde la frontal con el que cerró el partido.

El conjunto vasco terminó con diez hombres por la lesión de Yeray con las tres sustituciones cubiertas y con Aduriz cojeando por unas molestias musculares que le hacen ser duda para el partido del domingo en el Santiago Bernabéu frente al Real Madrid.

cerrar
Sport

SPORT.es

Descarga gratis la app en tu móvil